Hoy es domingo 15 de septiembre de 2019 y son las 19:27 hs. ULTIMOS TITULOS: El FMI empeoró la situación de Ecuador / Desafíos del mercado laboral / Se incendia un pozo en Vaca Muerta / Default y quita para crecer / Deuda con el FMI, en Tribunales / Dólares que se van, ¿nunca volverán? / Lo peor no pasó / Los colectivos no dejarán de circular de noche / Dos dólares con una diferencia del 20 por ciento / La ignorancia de Bullrich / El peso de la deuda cae sobre el próximo gobierno / La brecha entre el dólar oficial y el de transferencias no cede / Otra textil contra las cuerdas / Desenchufados por la crisis / El riesgo país continúa subiendo  /

26 de mayo de 2019
El ‘corazoncito peronista’
A esta altura de los acontecimientos en el partido provincial nadie ignora que pegarse a una figura tan desprestigiada como Macri sería un suicidio.

 

 

Por: Héctor Mauriño

 

Hasta en Nueva York hay peronistas”, decía Perón en los ’70 con la picardía de un Fidel Pintos, para alardear de la universalidad de su movimiento. Y la verdad es que no vivió lo suficiente para verlo, pero también en el Movimiento Popular Neuquino hay peronistas. No lo pregonan demasiado pero que los hay, los hay. Las elecciones presidenciales de octubre próximo, en las que se decidirá el destino del país por los próximos cuatro años, será una nueva oportunidad para apreciarlo.

Por todo lo que se ha podido saber por estos días, el MPN llevará “boleta corta” en las elecciones nacionales, es decir que no se jugará por ninguna candidatura presidencial y sólo presentará candidatos propios a diputados y senadores nacionales.

No es para menos. Aunque las relaciones del gobierno local con el de Macri han sido inmejorables, y el gobernador no ha ocultado su simpatía por ciertos dogmas de la denominada ‘economía de mercado’, inclusive aunque el gobierno nacional haya contribuido al triunfo del MPN en las elecciones provinciales, en la administración local nadie ignora a esta altura de los acontecimientos que pegarse a una figura tan desprestigiada como la del actual presidente sería un suicidio.

Por otra parte, está claro que el MPN no quiere verse en el compromiso de tener que terciar en la ardua interna peronista (ni siquiera algunos peronistas lo desean). Esperará en cambio a que los acontecimientos develen el signo del nuevo gobierno y a partir de allí una sola cosa será segura, se llevará muy bien con él. Como siempre.

Pero a pesar de todo esto, es un secreto a voces que desde el gobierno provincial se trabaja para alcanzar algún tipo de acuerdo con los distintos sectores del peronismo neuquino, con miras a establecer algún tipo de trueque entre ese ‘corazoncito peronista’ que late en el pecho de muchos afiliados emepenistas, por alguna forma de apoyo a la candidatura municipal de Mariano Gaido. Un hombre que, al día de hoy, parece llamado a convertirse en un cruzado de la reconquista de la capital para el MPN.

Se dirá que desde el partido provincial están prometiendo algo tan natural como la salida del sol cada mañana, y es cierto. Después de todo, los afiliados del MPN están acostumbrados, sin que nadie se los diga, a votar de una forma en las elecciones provinciales y de otra muy distinta en las nacionales (se puede ser emepenista y peronista; emepenista y radical, etcétera, es algo como la doble nacionalidad). Sólo que, como se sabe, en política hasta las fuerzas de la naturaleza pueden funcionar mejor con alguna ayudita.

Quienes al parecer también tienen motivos para pensar que Macri es un salvavidas de plomo son sus propios acólitos. No ya los aliados como Quiroga, que experimentó en carne propia el desaire de la Casa Rosada, sino inclusive los ‘del palo’, como Bermúdez, que ha elegido camuflar su condición de Pro, para evitar ir a menos en la elección en la que espera cumplir con su sueño de suceder a Quiroga.

“Somos Neuquén”, es el piadoso nombre de fantasía que los muchachos de ‘somos Cambiemos’ (el Pro, la UCR, el Ari, Nuevo Compromiso Neuquino), otrora macristas y a mucha honra, han adoptado para mimetizarse frente al electorado en las próximas elecciones municipales.

No es casual, frente a tanta confianza en la propia identidad por parte de Cambiemos, que el MPN se frote las manos pensando que esta sí es su oportunidad histórica de recuperar la ciudad.

Como quiera que fuere, la impresión en los círculos políticos locales es que la puja por la municipalidad se dirimirá fundamentalmente entre los encapuchados de Cambiemos y el MPN.

La elección nacional, en cambio, será escenario de la disputa entre el actual oficialismo nacional y el peronismo, fundamentalmente la fórmula Fernández – Fernández. Y en lo que respecta a los legisladores nacionales, si el deterioro del gobierno nacional se sigue profundizando, tornará a convertirse en una pulseada casi exclusiva entre el MPN y el kirchnerismo.

Se verá.

 



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »








LA RADIO EN VIVO

 

Estamos escuchando

Fin de Semana Dirty

de 00.00 a 24.00

 

DOLAR

 
COMPRA
VENTA
54.44
58.44

 
 

LA RADIO EN TU MOVIL

 

 




RadiosNet